Con las altas temperaturas apetecen comidas frías y ligeras. Las sopas frías son el entrante ideal para cualquier comida y cena durante los meses más cálidos del año y una excelente alternativa para combatir el calor.

En verano, las cremas y sopas frías ofrecen una forma diferente de comer frutas y verduras, y de disfrutar de todo su sabor, pues es una de las estaciones del año donde más variedad de frutas y verduras de temporada se pueden encontrar. Además, son platos sencillos y rápidos de elaborar, permitiendo una gran variedad de posibilidades, ingredientes y combinaciones nutritivas y saludables.

Durante el verano, es posible que baje el apetito o que varíen los gustos. Muchas personas optan por las comidas frescas y poco copiosas y las sopas frías se convierten en una comida excelente para asegurar un aporte correcto de nutrientes mientras consumes alimentos refrescantes. 


SOPA FRÍA DE CALABAZA Y NARANJA

Ingredientes:

• 1 puerro
• 1 zanahoria
• 300 g de calabaza pelada y troceada
• Caldo de verduras o agua mineral
• ½ naranja pelada y troceada
• Un poco de queso fresco
• Una cucharada de aceite de oliva virgen extra
• 1 pizca de pimienta negra
• 1 pizca de sal

Limpia y trocea las verduras (puerro, zanahoria y calabaza). A continuación, pocha la zanahoria con el puerro en una cazuela y, después, añade la calabaza para rehogar la mezcla un par de minutos y salpimentar. Añade un poco de caldo de verduras o agua mineral para cubrir las verduras y tapa la cazuela para dejar cocinar a fuego medio durante 30 minutos desde que empiece a hervir.
Una vez transcurridos los 30 minutos de cocción, sacamos la cazuela del fuego, añadimos el queso fresco y la naranja limpia, sin piel y troceada. A continuación, tritura la mezcla con una batidora y déjala enfriar. Para servir, puedes acompañar la sopa fría de calabaza y naranja con trozos de jamón, crujiente de verduras o picatostes.


SOPA FRÍA DE MELÓN CON VIRUTAS DE JAMÓN IBÉRICO

Ingredientes:

• 1 kg de melón maduro, pelado y sin pepitas
• 100 g de almendras
• 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
• Sal y pimienta negra
• Virutas de jamón ibérico

Para elaborar esta sopa fría puedes empezar por pelar el melón y retirarle las pepitas. En este momento puedes aprovechar para sacar esferas de melón y guardarlas en la nevera para añadirlas después en la sopa fría a modo de decoración. Corta el melón a trozos y tritúralo con la batidora hasta que quede un líquido homogéneo y sin grumos. Añade las almendras trituradas, el aceite de oliva virgen y salpimenta. Pasa la sopa de melón a un recipiente cerrado y déjalo enfriar en la nevera durante unas horas. Sirve la sopa fría de melón junto a las esferas de melón y, por último, añade las virutas de jamón ibérico por encima. ¡Delicioso!


GAZPACHO DE SANDÍA

Ingredientes:

• 1 kg de sandía
• 400 g de tomate pera
• 1 pepino mediano
• ½ diente de ajo (ingrediente opcional)
• Menta fresca
• 1 limón
• 1 rodaja de jengibre fresco
• Sal y pimienta negra

Elige una sandía bien madura para elaborar esta sopa fría. Trocéala y quítale la piel y las pepitas de su interior. Del mismo modo que con la sopa fría de melón, puedes aprovechar para sacar esferas de sandía y guardarlas en la nevera para añadirlas al emplatar. Puedes hacer lo mismo con las hojas de menta más bonitas, le darán un toque elegante al plato. Añade el resto de hojas de menta directamente en la batidora junto con la sandía pelada y troceada, los tomates y el pepino pelados y troceados, el diente de ajo y el zumo de limón para el toque cítrico fresco. Bate toda la mezcla hasta conseguir una sopa muy fina, sin grumos (puedes usar el colador para conseguir una textura aún más líquida). A continuación, añade la sal y la pimienta negra al gusto y, finalmente, añade la sopa fría de sandía en un recipiente cerrado para dejarla enfriar unas horas en la nevera. Al servir en plato, añade por encima el jengibre rallado, unas hojas de menta y unas gotas de limón.


VICHYSSOISE CON UN TOQUE DE COCO

Ingredientes:

• 2 puerros
• 2 patatas
• 1 diente de ajo
• 1 manzana
• 300 ml de leche de coco
• 100 ml de caldo de verdura
• 1 pizca de sal
• Nuez moscada

Para elaborar esta receta empieza por rehogar el puerro con un poco de aceite y el diente de ajo. Añade la manzana y la patata peladas y troceadas. Una vez rehogados, añade la leche de coco, el caldo de verdura y la nuez moscada y déjalo cocer hasta que la patata esté blanca. A continuación, tritura la mezcla con una batifora hasta que quede líquido y homogéneo. Añade un poco de sal y consérvalo en la nevera hasta que se enfríe. Para servir, puedes emplatar la sopa fría con un chorrito de aceite de oliva virgen extra por encima.